¿Cómo presentar los impuestos estando separado o divorciado?

Written by Aurora F. and Fact Checked by The Law Dictionary Staff  

La Publicación 504 del IRS es la guía de instrucciones que cubre la presentación de impuestos de personas Divorciadas o Separadas, y a donde uno debe acudir para clarificar cuál es el estado marital de uno, en relación a lo concerniente al IRS. El IRS toma tu estado marital a 31 de diciembre del año fiscal. Si estás casado, pero estás considerando una separación, el IRS aún te considerará como casado. Tu esposo/a y tú tenéis la opción de presentar los impuestos juntamente o por separado. Si has presentado los trámites para la separación o el divorcio, pero aún no se ha finalizado a final de año, tu estado seguirá siendo todavía de casado. Aparentemente, de acuerdo con los expertos, si tú y tu futuro/a ex esposo/a podéis amigablemente acordar la presentación conjunta, puesto que aún estáis casados, y beneficiaros así de cualquiera que sean las ventajas para ambos. Si la separación o divorcio ya es en firme al final de año, entonces según lo dispuesto por el IRS, debes hacer la presentación como soltero. En un escenario donde el divorcio o la separación no es firme, pero has estado viviendo físicamente separado de tu cónyuge durante seis meses o más por el año fiscal, y estás mintiendo a un hijo, se te permite presentar los impuestos como Cabeza de Familia. Una vez el decreto de divorcio o separación sea firme, si tienes a tu cargo a una persona dependiente, entonces eres considerado un Cabeza de Familia y debes presentar los impuestos como tal.

Considerando que puedes tener más de una opción de presentación de impuestos dado tu estado marital disponible, es muy recomendable calcular tus impuestos bajo las diferentes opciones para ver cuál de ellas te ofrece mejor retorno. Las personas dependientes, el programa A, los créditos por ingresos de trabajo y otras deducciones juegan un papel diferente según el estado marital. Los casados con presentación conjunta es el estado que resulta con una menor tasa de impuestos, por lo que merece la pena si puedes llegar a un acuerdo con la otra parte. En la presentación por separado estando casado, la pensión alimenticia, si se paga, puede incluirse.

El Cabeza de Familia se beneficia con respecto a los solteros de una mayor deducción y una menor tasa de impuestos. Si se presenta la declaración por separado como Casado, esto tiene las peores deducciones y tasas de impuestos en su conjunto. En este tipo de presentación, ambos esposos / ex esposos deben presentar deducciones estándar y ambos deben especificar sus deducciones por separado. Cada declarante es responsable solo por sus impuestos y papeleo. Esto es especialmente importante cuando un cónyuge es sospechoso de falsificar una devolución de impuestos. En particular estos son los beneficios fiscales:

• Deducción de matrícula y cuotas
• Créditos por el Aprendizaje Educativo
• Deducción de intereses de Préstamos Estudiantiles
• Exclusión de impuestos de los Beneficios de la Seguridad Social
• Exclusión de impuestos de los intereses de los bonos del estado
• Crédito al Cuidado de Niños y Personas Dependientes
• Crédito por los ingresos ganados
• Crédito por los Ancianos y Discapacitados
Algunos expertos recomiendan realizar una comparación entre la presentación conjunta o por separado cuando ambos esposos tienen una gran disparidad entre sus ingresos. En algunas situaciones ha resultado más beneficioso la presentación por separado.

More On This Topic



Comments are closed.